viernes, 24 de febrero de 2012

'PUBLICO' CIERRA SU EDICIÓN EN PAPEL

(ULTIMA PORTADA DE PUBLICO, 24/02/2012)

Mediapubli comunica que no ha sido posible lograr inversores. Continuará con su actividad la edición digital, que tiene más de 5,5 millones de usuarios únicos y se sitúa como la cuarta web de información general en España.

Aunque la empresa editora había sugerido lanzar dos números más del diario, los trabajadores consideran que en esta situación sería una tomadura de pelo tanto para la plantilla como los lectores.


COMUNICADO DE LOS TRABAJADORES DE 'PUBLICO'

Los trabajadores de Público lamentamos el cierre de la edición de papel, que supone la pérdida de una voz crítica indispensable para la pluralidad informativa y de pensamiento. La empresa ha comunicado que la edición digital del diario se mantiene, pero no ha concretado en qué condiciones se mantendrá a los trabajadores ni durante cuánto tiempo ni con qué intención.

Aunque la empresa editora había sugerido lanzar dos números más del diario, los trabajadores consideran que en esta situación sería una tomadura de pelo tanto para la plantilla como los lectores. Lo consideramos un último gesto de dignidad profesional ante la mala gestión de la empresa. El diario de hoy, viernes 24 de febrero, es el último ejemplar de 'Público' en su edición de papel.

Desde que hace dos meses la empresa diera a conocer el concurso de acreedores, los trabajadores hemos apostado, con responsabilidad, por mantener el proyecto, a pesar de la incertidumbre sobre su continuidad y la situación de plantilla y colaboradores. En este periodo de tiempo, independientemente del dinero que se nos adeuda, los trabajadores hemos mantenido la calidad del diario y nuestro compromiso con los lectores. Compartimos con ellos un punto de vista ideológico que busca denunciar, con rigor y profesionalidad, las injusticias sociales y los efectos de la crisis.

Esperamos que, dado que la plantilla y los colaboradores han estado a la altura de las lamentables circunstancias, Mediapubli sea fiel ahora a sus pretendidos principios progresistas y ofrezca a los trabajadores las mejores condiciones posibles para su salida.

Los trabajadores agradecemos a los lectores las numerosas muestras de apoyo que hemos recibido durante este duro periodo.