jueves, 19 de julio de 2012

¿LOS CICLISTAS SIGUEN DOPANDOSE?



Una muestra entregada por el ciclista profesional Frank Schleck durante el Tour de France para un control de doping arrojó un resultado "anormal", según informa la Unión Ciclista Internacional (UCI). 

El análisis de la orina del luxemburgués del 14 de julio detectó el diurético xipamida.

Los diuréticos, no son sustancias dopantes en sí mismas, es decir, no mejoran el rendimiento del deportista, pero son usados con frecuencia en el ciclismo para ocultar el uso de sustancias prohibidas. Según las reglas antidoping de la UCI, el resultado del análisis no deriva automáticamente en una sanción. 

Sin embargo, la UCI solicitó al equipo RadioShack que "tome los pasos necesarios". E inmediatamente RadioShack informó que Schleck no podrá seguir participando en el Tour. Decisión muy adecuada. 

"Pese a que una muestra anormal no requiere de estas medidas, el señor Schleck y el equipo creen que esto es lo correcto, para garantizar que el Tour de France pueda seguir en calma y que Frank Schleck pueda preparar su defensa de acuerdo a los tiempos legales", dice un comunicado del equipo. 

RadioShack indicó que no tiene una explicación para el resultado del análisis. "No es un producto que esté contenido en un medicamento usado por el equipo", añade el equipo, que subrayó que colaborará con las autoridades antidoping. 

El conocido laboratorio Chatenay-Malabry, en París, detectó la xipamida el día que se disputaba la etapa 13 del Tour. Schleck tiene cuatro días de plazo para solicitar la apertura de la prueba B. 

Schleck, quien salió en el tercer lugar el año pasado, era uno de los capitanes de RadioShack en el Tour de France. Tras sufrir algunos problemas en la primera semana, este ciclista de 32 años estaba en el duodécimo lugar de la clasificación. 

En 2011 un análisis realizado al ruso Alexander Kolobnev también dio positivo a un diurético. Sólo pocas horas después del anuncio de la noticia, el ciclista fue retirado de la carrera por su equipo Katusha. La federación rusa lo condenó sólo a pagar una multa de 1.500 euros. 

La UCI apeló la sanción, pero la Corte Arbitral del Deporte (CAS) absolvió a Kolobnev. 

Los interrogantes de arriba son mera formalidad ...

JOSE PEDRO MONFERRER