BAPHOMET




Hola,

Soy BAPHOMET, un espíritu que existe desde el principio de todos los tiempos, un espíritu que esta en todos los sitios, un espíritu que es muy venerado por, entre otros, la ORDEN DEL TEMPLE y los ILLUMINATI.

Tengo una cabeza de macho cabrío con doble cornamenta que representa fuerza, potencia.

Y en medio de ella una antorcha ardiente, que simbolizan la espiritualidad.

Tengo los brazos extendidos, uno hacia arriba y el otro hacia abajo, apuntando a una luna blanca y otra negra, respectivamente.

Además tengo alas y pezuñas de cabra. Y también pechos femeninos.

Pero lo más importante es el pentagrama que tengo en la frente (estrella de cinco puntas). El estado derecho del pentagrama simboliza el triunfo del espíritu sobre la materia; el estado inverso, por contra, simboliza lo contrario. El pentagrama mio aparece en su estado derecho, porque mi figura es divina e iniciática, no material como es el caso de Satanás.





En 1861, el ocultista francés Eliphas Levi escribió un libro titulado "Dogmes et Rituels la Haute Magie" (dogmas y rituales de Alta magia). En su prefacio me describe con mucha precisión:

“La cabra en el frontispicio lleva el signo del pentagrama en la frente, con un punto en la parte superior, un símbolo de la luz, sus dos manos formando el signo de Hermetismo, el hombre que apuntaba a la luna blanca de “Jesed” y los otros apuntando hacia abajo a la negra de Geburah. Este signo expresa la perfecta armonía de la misericordia y la justicia. Su brazo es de sexo femenino, el otro masculino como los del andrógino de Khunrath, los atributos que hemos tenido que unir con los de nuestra cabra”, “porque él es uno y el mismo símbolo. La llama de la inteligencia brillante entre sus cuernos es la mágica luz del equilibrio universal, la imagen del alma elevada por encima, como la llama, mientras que fueron atados a la materia, brilla por encima de ella. La cabeza de la fea bestia expresa el horror del pecador, cuya actuación material, que forma parte el único responsable tiene que soportar el castigo exclusivamente, porque el alma es insensible de acuerdo con su naturaleza y sólo se puede sufrir cuando se materializa. La varilla de pie en lugar de los genitales simboliza la vida eterna, el cuerpo cubierto de escamas del agua, el semicírculo por encima de ella la atmósfera, las plumas siguiente por encima de la volatilidad. La humanidad está representada por los dos senos y los brazos andrógino de esa esfinge de las ciencias ocultas. ”